ensayos de comprobación
Serán las administraciones locales y las CC AA las que tengan la potestad de exigir los ensayos de comprobación in situ, como único método para saber el comportamiento acústico real de un edificio. Algunos Ayuntamientos ya las solicitan desde hace tiempo para otorgar la correspondiente Licencia de Ocupación.
 
 

La LOE permite a cualquier agente de la edificación (entre ellos, los propietarios de las viviendas) exigir estos ensayos. Los distintos borradores del DB-HR nunca fijaron como obligatorias estas comprobaciones, siempre como una posibilidad para el control de la obra ejecutada, distinto a la anterior Norma, que, a través de reclamaciones judiciales, ha sido interpretada en sentidos opuestos: unas veces se han admitido como prueba y otras no, porque las magnitudes obtenidas en dichos ensayos no son las mismas que las de la NBE CA-88.
No es lo mismo que las mediciones acústicas sean obligatorias a que sean posibles. La no obligatoriedad no exime del cumplimiento de los requerimientos ni impide a los usuarios del edificio solicitar la realización de estos ensayos e iniciar las acciones legales oportunas.

Los ensayos que evalúan los requisitos se engloban en 5 grupos:
1. Determinación del aislamiento acústico a ruido aéreo de cerramientos, tabiques y forjados. Bajo la norma UNE EN ISO 140-4: 1999 “ Parte 4: medición in situ del aislamiento al ruido aéreo entre locales”.
2. Determinación del aislamiento acústico a ruido aéreo de fachadas.
Norma de referencia UNE EN ISO 140-5: 1999 “ Parte 5: Mediciones in situ del aislamiento acústico a ruido aéreo de elementos de fachadas y de fachadas”.
3. Determinación del aislamiento acústico a ruido de impacto. Norma UNE-EN ISO 140-7 “Medición in situ del aislamiento acústico de suelos a ruido de impactos”.
4.- Comprobación de transmisión sonora de instalaciones. Bajo la UNE EN ISO 16032 (2005) Medición del nivel de presión sonora de los equipos técnicos en los edificios. Método de peritaje”.
5.- Determinación de tiempos de reverberación. Bajo la UNE-EN ISO 3382, “Medida del tiempo de reverberación de auditorios”.

A veces, es imposible seguir la metodología de estas normas por las posiciones de micrófono y fuente sonora, debido al volumen de los espacios que contienen los elementos constructivos a ensayar.
Esto sucede en ensayos de aislamiento de caja de ascensor, caja de escaleras.
Hay fachadas que por su configuración es imposible cumplir los requisitos de posición de altavoz de la norma 140-5. En el caso de algunos forjados de separación entre viviendas y recintos de actividad (garaje, local comercial), no podrá asegurarse la creación de campo difuso por el tamaño de estos últimos.
Para estas excepciones, existe la norma EN ISO 140-14 Medición del aislamiento acústico de los edificios y de los elementos de construcción. Directrices para situaciones especiales ‘in situ’.